Escuela de SaludEscuela de SaludTodos Somos Salud
Todos Somos Salud
Buscar
Inicio > Aula de Salud > Aula de padres > Piojos de la cabeza (pediculosis)

Piojos de la cabeza (pediculosis)

^

Información para madres y padres

¿Qué son los piojos en la cabeza?

Los piojos humanos de la cabeza son pequeños insectos que se pueden encontrar en la cabeza, las cejas o la pestañas de las personas.
Pueden aparecer en la raíz del cabello, en forma de huevos o liendres (1-2 mm) de forma ovalada y de color blanquecino, o entre el cabello, como piojo adulto (2-4 mm), de cuerpo alargado y color marrón parduzco.

  • A través del cuero cabelludo se alimentan de la sangre humana varias veces al día.
  • Los piojos no tienen alas, por lo que no vuelan y tampoco saltan de pelo en pelo, pero se mueven con gran rapidez.
  • Este tipo de piojos no afectan a los animales ni estos lo transmiten.

 

¿Cuál es el ciclo de vida?

Los piojos viven aproximadamente 28 días. Se desarrollan en 3 fases: huevo o liendre, ninfa y piojo adulto. Los huevos recién puestos alcanzan la fase adulta en solo 12 - 14 días.

 

¿Cuándo aparecen? ¿Cómo se trasmiten?

Los piojos aparecen a lo largo de todo el año, y en cualquier ambiente, aunque los brotes son más frecuentes al inicio del curso escolar y en primavera. En la infancia, no se relacionan con tener peor higiene. Al contrario: preeren vivir en cabezas limpias. Por eso, tener piojos no es algo para avergonzarse. Los piojos se transmiten por contacto directo de unas personas a otras al rozarse o tocarse las cabezas. Es probable su contagio al compartir accesorios como peines, gorros, etc..

 

¿Cuáles son sus síntomas?

A veces no producen síntomas, se detectan de forma casual al encontrar las liendres en la raíz del cabello. Lo más frecuente es que produzcan picor en la cabeza, debido a la irritación que provoca la saliva que inyecta el piojo en la piel mientras se alimenta. En ocasiones puede observarse granitos por picadura en el cuero cabelludo, lesiones por rascado (que pueden infectarse) o malestar e irritación por el picor. También puede aparecer dicultad para dormir, ya que son más activos en la oscuridad.

 

¿Cómo saber si su hijo o hija tiene piojos?

Con la ayuda de una lupa, revise cuidadosamente el cuero cabelludo y el cabello a la luz del sol o utilizando una lámpara. Comience siempre por la nuca y detrás de las orejas, que son las zonas más susceptibles.
Para que la revisión sea más efectiva, siga los siguientes pasos:

  • Desenrede el pelo con un peine normal.
  • Con el cabello seco y utilizando una lendrera de púas nas, revise si aparecen piojos o liendres.
  • Divida el cabello en cuatro partes y utilice la lendrera para peinar el pelo lo más cerca posible del cuero cabelludo, prestando mucha atención a la nuca y la zona de detrás de las orejas.
  • Después de peinar cada mechón, compruebe si existe algún piojo o liendre atrapados en las púas del peine. Realice este proceso sobre un fondo blanco, como un lavabo o una toalla, para distinguir fácilmente los piojos.

 

Los piojos no son peligrosos, no transmiten enfermedades.

 

 
 

Información para el profesorado

 
 
Compartir en: